Straight, traducida por Juan Pablo Pizarro de Trenqualye, da cuenta de que, durante mucho tiempo, Sudáfrica fue marginada del resto del mundo por causa del apartheid. Sin embargo, cuando este sistema segregacionista llegó a su fin, Nelson Mandela, el activista que se convirtió en presidente, trabajó por la gran reconciliación de la “nación arco iris”. A pesar de ello, la violencia extrema sigue prevaleciendo en el país, en particular contra las mujeres. Entre ellas, especialmente contra las mujeres homosexuales, quienes, si bien han tenido acceso al matrimonio desde 2006, son víctimas de una práctica endémica: la “violación correctiva”, a menudo acompañada de tortura y asesinato. Según los violadores, estos actos se cometen con el fin de rehabilitar a sus víctimas y ponerlas de nuevo en el “buen camino”.

Agua fuerte, traducida por Silvio Mattoni, cuenta la historia de Linda, quien decidió vender su cuerpo detrás de las vidrieras del Barrio Rojo de Ámsterdam. Un día recoge a Julia, una mujer extraña y brusca a la cual propone enseñarle el “oficio”. Creando lazos entre las dos, Linda y Julia se unen en el trabajo e inventan una vida en común, protegiéndose de los asaltos de la ciudad, ya que, detrás del vidrio, se enfrentan tanto a cuerpos apresurados como al llamado del agua del canal.


Guillaume Poix es dramaturgo y director. Estudió en la École Normale Supérieure y en la ensatt (Lyon) en la sección Dramaturgia. Publicó su primer texto, Straight, en las ediciones Théâtrales en 2014. Escribió Wave por un encargo del Instituto Francés de Cotonou (Benin), en donde fue puesta en escena, y Waste, que fue dirigida por Johanny Bert en el teatro Poche/gve en 2016.

Straight. Agua fuerte de Guillaume Poix

$1.095,00

Ver formas de pago

Calculá el costo de envío

Straight, traducida por Juan Pablo Pizarro de Trenqualye, da cuenta de que, durante mucho tiempo, Sudáfrica fue marginada del resto del mundo por causa del apartheid. Sin embargo, cuando este sistema segregacionista llegó a su fin, Nelson Mandela, el activista que se convirtió en presidente, trabajó por la gran reconciliación de la “nación arco iris”. A pesar de ello, la violencia extrema sigue prevaleciendo en el país, en particular contra las mujeres. Entre ellas, especialmente contra las mujeres homosexuales, quienes, si bien han tenido acceso al matrimonio desde 2006, son víctimas de una práctica endémica: la “violación correctiva”, a menudo acompañada de tortura y asesinato. Según los violadores, estos actos se cometen con el fin de rehabilitar a sus víctimas y ponerlas de nuevo en el “buen camino”.

Agua fuerte, traducida por Silvio Mattoni, cuenta la historia de Linda, quien decidió vender su cuerpo detrás de las vidrieras del Barrio Rojo de Ámsterdam. Un día recoge a Julia, una mujer extraña y brusca a la cual propone enseñarle el “oficio”. Creando lazos entre las dos, Linda y Julia se unen en el trabajo e inventan una vida en común, protegiéndose de los asaltos de la ciudad, ya que, detrás del vidrio, se enfrentan tanto a cuerpos apresurados como al llamado del agua del canal.


Guillaume Poix es dramaturgo y director. Estudió en la École Normale Supérieure y en la ensatt (Lyon) en la sección Dramaturgia. Publicó su primer texto, Straight, en las ediciones Théâtrales en 2014. Escribió Wave por un encargo del Instituto Francés de Cotonou (Benin), en donde fue puesta en escena, y Waste, que fue dirigida por Johanny Bert en el teatro Poche/gve en 2016.

Mi carrito