Un delicado equilibrio. Tres mujeres altas. La cabra o ¿Quién es Sylvia? de Edward Albee


Tres piezas magistrales de una de las mayores figuras del teatro estadounidense: Un delicado equilibrio (1966), Tres mujeres altas (1992) y La cabra o ¿Quién es Sylvia? (2002).

“Las obras que forman parte de este volumen presentan ciertos rasgos en común, algunos de los cuales son compartidos por el resto de la producción de Albee. Las tres transcurren en localidades indeterminadas de los Estados Unidos y presentan planteos ligados con el ser estadounidense moderno. Las tres pueden incluirse en la clasificación general de living-room drama (teatro de sala de estar), puesto que la acción nunca se desplaza de un único ámbito doméstico, en el cual se ponen en juego relaciones básicas de la sociedad: la pareja, los hermanos, los padres e hijos, y los amigos íntimos. Las tensiones resultantes de estas relaciones hacen que este único ámbito doméstico se convierta en una especie de campo de batalla”. María Inés Castagnino

Un delicado equilibrio. Tres mujeres altas. La cabra de Edward Albee

$3.000,00

Ver formas de pago

Aviso importante: Las ventas realizadas entre el 3 y el 14 de octubre se despacharán el 15 de octubre.

Calculá el costo de envío

Un delicado equilibrio. Tres mujeres altas. La cabra o ¿Quién es Sylvia? de Edward Albee


Tres piezas magistrales de una de las mayores figuras del teatro estadounidense: Un delicado equilibrio (1966), Tres mujeres altas (1992) y La cabra o ¿Quién es Sylvia? (2002).

“Las obras que forman parte de este volumen presentan ciertos rasgos en común, algunos de los cuales son compartidos por el resto de la producción de Albee. Las tres transcurren en localidades indeterminadas de los Estados Unidos y presentan planteos ligados con el ser estadounidense moderno. Las tres pueden incluirse en la clasificación general de living-room drama (teatro de sala de estar), puesto que la acción nunca se desplaza de un único ámbito doméstico, en el cual se ponen en juego relaciones básicas de la sociedad: la pareja, los hermanos, los padres e hijos, y los amigos íntimos. Las tensiones resultantes de estas relaciones hacen que este único ámbito doméstico se convierta en una especie de campo de batalla”. María Inés Castagnino

Mi carrito